Explorar el mundo del Blackjack

El blackjack, también conocido como Black Jack y Vingt-Un, es el juego de banca de casino más jugado por ejemplo, Twenty-One y Pontoon en el mundo. Este juego de blackjack es el único juego de black jack 21 gratuito estilo LAS VEGAS CASINO en el que puedes disfrutar de las experiencias de Las Vegas.

Haz tu apuesta, obtén más puntos que el crupier y gana fichas. El objetivo del juego desde la perspectiva del jugador es ganar dinero creando totales de cartas que sean más altos que los de la mano del crupier, pero que no excedan Características del blackjack: - Un montón de FICHAS GRATIS para jugar todos los días - Bonos gratis: únete a los millones que disfrutan de bonos gratis simplemente jugando - Juega al blackjack gratis con el mismo conjunto de reglas oficiales de Las Vegas - Sube las apuestas, gana juegos contra el crupier, toma riesgos para llegar a 21 y subir de nivel - El generador de números aleatorios te ofrece la mejor y más justa experiencia de blackjack - Ve más victorias cuando juegas y entrenas mientras aprendes las mejores estrategias de blackjack.

El primer paso de la seguridad es comprender cómo los desarrolladores recopilan y comparten tus datos. Las prácticas de privacidad y seguridad de datos pueden variar en función del uso de la app, la región y la edad. El desarrollador proporcionó esta información y podría actualizarla con el tiempo.

Esta app podría compartir estos tipos de datos con terceros Ubicación, Información personal y 3 más. Es posible que esta app recopile estos tipos de datos Ubicación, Información personal y 3 más. Los datos están encriptados en tránsito. Puedes solicitar que se borren los datos.

watch Reloj. laptop Chromebook. tv TV. Me gusta el Blackjack 21 y esta me parece una gran aplicación para jugarlo. Me agrada los sonidos que tiene y la forma visual en la que se desarrolla el juego. Llevo media hora jugando y nunca pasé de las 2.

El juego es muy tramposo,pero me gusta la interfaz. Hay veces en las que la máquina me hace perder fichas apostando de a 50 porque las cartas siempre favorecen a la IA,no es que yo juegue mal, independientemente de si tomo o no tomo cartas,voy a perder porque la máquina siempre se saca doble 10 o queda un punto encima de mí.

Esta opinión les resultó útil a 14 personas. En verdad me encanta el tipo de juegos de esta calidad de Black Jack es muy serio en sentido de gráfica que es muy profesional. Las cartas con figuras las que tienen dibujos en ellas valen 10, a excepción del as, que vale 1 u Una figura combinada con un as es un blackjack con un valor de Cuando juegas contra la casa, el tallador reparte a cada jugador una carta boca abajo, y de última la mano de la casa.

El tallador luego reparte una carta boca arriba a cada jugador, de la izquierda del tallador hacia la derecha, incluyendo la mano de la casa como última carta repartida.

Luego de la repartición inicial, las reglas de blackjack indican que el tallador le debe preguntar a cada jugador, sucesivamente, si necesita una o más cartas. Como jugador, puedes pedir una o más cartas hasta que o bien te pases de 21 o creas que tienes la mejor mano posible.

Sucesivamente, cada jugador decide si pide o se planta. Luego de que todos los jugadores han completado sus manos o se han pasado, el tallador revela su mano. Dependiendo de las cartas en la mano del tallador, las reglas de la casa para los talladores dictaminan si el tallador se planta o pide. Una vez se establece la mano definitiva del tallador, todos los jugadores que no se pasaron comparan sus puntajes contra la mano del tallador.

Aquellos que vencen al tallador ganan, mientras que el resto pierden; a no ser que tengan lo mismo, lo que se conoce, lógicamente, como un empate. Pero algunos casinos pueden declarar un empate una derrota o una victoria para el jugador.

Las reglas del casino respecto a la 21 deben decir exactamente qué tratamiento se les da a los empates con los jugadores.

Para entender cómo vencer a la casa, necesitas saber cómo afectan las reglas del casino a los talladores. El tallador básicamente juega todas las veces según las mismas reglas estrictas del casino. Esas reglas están diseñadas para proteger la ventaja de la casa a largo plazo asegurando que el tallador tenga siempre un juego simple y libre de errores.

A la larga, eso significa que la casa tendrá una ganancia, sin importar cuántos jugadores intenten vencerla. De hecho, entre más personas intenten vencer a la casa, más ganará la casa de los que están apostando sin tener unas reglas similarmente estrictas.

Cuando es el turno del tallador de mostrar la carta boca abajo, el tallador va a usar las mismas reglas todas las veces para determinar su siguiente paso. Si el total de las cartas suma 16 puntos o menos, el tallador siempre arrastra otra carta del mazo.

El tallador seguirá arrastrando cartas del mazo hasta que la mano de la casa tenga al menos 17 puntos, o hasta que exceda los 21 puntos. Si el tallador tiene 17 puntos desde la repartición sin tener un as, la mayoría de las reglas de blackjack dicen que el tallador se planta, incluso si algún jugador tiene un total más alto.

El tallador también puede tener un 17 flexible, el cual es aquel que incluye un as y otras cartas cualesquiera cuyos valores combinados suman seis puntos.

Tanto los casinos físicos como los casinos de blackjack online que ofrecen talladores en vivo exigen a los talladores tomar al menos una carta más si tienen un 17 flexible. El tallador seguirá tomando más cartas, hasta que la mano de la casa se vuelva un 17 sólido o algo superior, o hasta que la mano supere 21 puntos y se pase.

En blackjack, el objetivo del juego es vencer al tallador sin exceder los 21 puntos en tu mano. Si te pasas, pierdes automáticamente, y el tallador no tiene que mostrar su mano. La inevitable ventaja de la casa presente en blackjack viene de que el jugador tenga que jugar primero. Cuando se juega al blackjack, se usa al menos una baraja de cartas, pero la casa puede usar hasta ocho barajas.

No todos los casinos ofrecen 21 de una ni de dos barajas, y muchos limitan el número de mesas de blackjack que ofrecen. Para jugar a la 21 y recibir cartas en una ronda, un jugador debe realizar una apuesta o envite.

En cuestión de pagos, una mano ganadora en blackjack recibe un pago Pero el pago por un puntaje perfecto puede ser más alto.

Muchos casinos ofrecen un pago o por un puntaje de Si a un jugador se le reparte una mano con un blackjack en las dos primeras cartas un as y una carta con valor de 10 puntos , al jugador se le pagará o quizás incluso bajo ciertas circunstancias.

Los pagos y para blackjack son una tradición que se remonta a los origines del juego. Sin embargo, conforme se ha diseminado la información de cómo vencer al juego y los jugadores han mejorado en general, algunos casinos han recurrido a pagos más pequeños como una forma de proteger sus ganancias en blackjack.

Ahora es común ver casinos que pagan o por los blackjacks. Los números más grandes no significan algo mejor; quieren decir que obtienes menos dinero por tus victorias. Cuando se juega al blackjack, tan pronto al jugador se le da una mano ganadora, la casa paga inmediatamente.

La única vez que el jugador no recibe un pago inmediato es cuando la carta visible del tallador es unas, o cualquier carta que valga 10 puntos. La razón para esto es que si el tallador también tiene una mano con blackjack, se considera que la ronda es un empate. Pero algunos casinos aumentan su ventaja dándole a la casa una victoria automática cuando esta tiene un blackjack, incluso si el jugador también lo tiene.

Estos juego son los menos favorables para el jugador y deberían ser evitados. Es por esto que es tan importante asegurarse de que conoces las reglas de la casa respecto al blackjack antes de comenzar a apostar.

Los límites de mesa en blackjack varían de un casino a otro, tanto en casinos físicos como en casinos online.

La mayoría de mesas de 21 reciben hasta seis jugadores, pero el costo de las mesas de altos límites por lo general reduce el número de jugadores. Es muy fácil realizar tu apuesta cuando juegas a la 21 en una mesa de apuestas en vivo o en una mesa virtual online.

Los límites de mesa determinarán la cantidad mínima que puedes apostar, y las reglas de la casa determinarán la apuesta máxima potencial. Los jugadores ubican su apuesta en el recuadro para que se les reparta.

El juego de 21 comienza con los jugadores colocando sus apuestas en el respectivo recuadro o círculo para apuestas ubicado en frente de ellos. Usualmente, se usan fichas de juego de valores claramente marcados para representar las apuestas con efectivo. Una vez todos los jugadores han hecho sus apuestas, el tallador les dirá que no se pueden realizar más apuestas excepto en circunstancias especiales.

El tallador reparte una carta del zapato ya barajado al primer jugador a su izquierda y luego continúa hacia la derecha hasta que todos los jugadores han recibido una carta. En este punto, cada jugador tiene algunas opciones respecto a qué hacer, lo cual afecta sus apuestas durante toda la mano.

He aquí un vistazo más cercano a ellas. Luego de la repartición inicial, si la carta visible del tallador es un as, cada jugador tiene la opción de adquirir un seguro. La opción solo ocurre cuando el tallador tiene un as como carta boca arriba luego de la repartición inicial.

Una vez el tallador muestra el as, le solicita a los jugadores si desean comprar un seguro contra el posible puntaje de El seguro es esencialmente una apuesta respecto a si el tallador tiene o no una 21 desde la repartición inicial, y requiere que los jugadores pongan la mitad de sus apuestas iniciales.

Si el tallador tiene 21, la casa paga las apuestas por seguro Ese pago elimina la pérdida a causa de la apuesta inicial.

Si el tallador tiene 21, el jugador pierde la apuesta inicial, pero recibe un pago por la cantidad del seguro, y así reciben esa misma cantidad de vuelta. Si ambos tienen 21, la mayoría de reglamentos de blackjack estipulan que es un empate. Pero algunos reglamentos de 21 le dan los empates al tallador cuando se trata de un blackjack.

Sin embargo, en la mayoría de casos, un empate resulta en que el jugador reciba su apuesta de vuelta. Es como si la mano nunca hubiera ocurrido. Si el tallador no tiene blackjack, quienes compraron el seguro pierden esa cantidad, sin importar cómo se desenvuelva el resto de la mano.

Es importante anotar que los jugadores tienen varias opciones para elegir después de que se les reparten sus dos primeras cartas. Las decisiones que tomen deben tener en cuenta las cartas que tienen los otros jugadores que están en la mesa, así como el tallador.

En la mayoría de casos, un jugador se planta normalmente cuando el valor de sus cartas está entre 16 y La mayoría de jugadores asimismo usualmente piden cuando tienen algo igual o menor a Cuando los valores de las cartas suman entre 12 y 16 puntos, los jugadores necesitan evaluar cuidadosamente la mano del tallador para determinar la mejor manera de proceder.

Los jugadores pueden pedir otra carta las veces que quieran, pero una vez se pasen de 21, las manos ya no tienen valor, y la casa se lleva las apuestas. Sin embargo, hay algunas jugadas más avanzadas que la reglas de 21 permiten que los jugadores utilicen.

Si un tallador tiene menos de 17, debe seguir sacando cartas hasta que alcance un 17 o más, sin pasarse de Una vez el tallador alcance un puntaje de 17 o superior, se plantará. El puntaje del tallador se compara entonces con el puntaje de cada jugador.

Si los puntajes del jugador y el tallador son iguales, el jugador recibe de vuelta su apuesta original, y esto constituye un empate. Si el tallador se pasa de los 21 puntos, todos los jugadores de la mesa ganan y reciben un pago Cualquier jugador que tuviera un blackjack ya habría recibido un pago durante la ronda por lo menos en proporción y hasta Dependiendo del casino, algunos permiten que los jugadores reduzcan sus pérdidas renuncian do a la mitad de sus apuestas después de la repartición inicial.

Una renuncia o rendición temprana permite que el jugador se rinda cuando aparece un 10 o una figura sin tener que esperar a ver la carta tapada para comprobar si hay un blackjack. Eso podría ser preferible si el tallador está mostrando una mano especialmente fuerte, como un as. Una rendición tardía permite que el jugador se rinda después de ver la carta tapada, pero antes de que el tallador revele su mano.

Muchos jugadores ven la renuncia temprana como más favorable, en especial si el tallador está mostrando un as. Por ejemplo, virtualmente todos los jugadores de 21 van a querer dividir un par de ases realizando una apuesta adicional para crear dos manos potencialmente ganadoras.

Después de recibir dos cartas más, el jugador determina si pide o se planta en cada una de las dos manos que ahora tiene. Dependiendo de las cartas que se repartan, dividir las cartas puede duplicar tus posibilidades de conseguir un blackjack. Dividir las cartas también puede duplicar tus ganancias potenciales a partir de la misma mano inicialmente repartida.

Los jugadores más hábiles evalúan sus cartas y las comparan con la carta visible en la mano del tallador para determinar en qué casos dividir cartas es una jugada inteligente.

Por ejemplo, la mayoría no dividen un par con un valor de 20 puntos, mientras que todos dividen un par de ases. Otra jugada popular que podría duplicar tus ganancias —y pérdidas— en una mano dada es la de doblar la apuesta.

Doblar la apuesta te permite duplicar lo apostado luego de la apuesta inicial, pero solo recibes una carta más. Si esa carta adicional es suficiente para vencer la mano del tallador, ganas el doble de la cantidad de dinero.

Si no vence la mano del tallador, podrías resultar perdiendo el doble de tu apuesta inicial. Mucho jugadores expertos usan un sistema estricto basado en probabilidad estadística para determinar los momentos ideales para doblar la apuesta. Al igual que al dividir cartas, esa valoración incluye la carta que el tallador muestra desde la repartición, además de otras cartas que pueden haber entrado en juego.

El número de mazos también afecta la estrategia ideal para jugar a la 21 y para considerar cuándo es apropiado doblar la apuesta. Muchos casinos siguen las reglas tradicionales de 21 que fueron populares en algún momento en la Franja de Las Vegas, lo que se conoce tradicionalmente como 21 Americana o Reglas de Las Vegas.

Sin embargo, no esperes que los casinos en la Franja de Las Vegas ofrezcan más estas reglas, a menos que estés jugando en las mesas de altos límites. Estos juegos son más comunes en internet y en casinos pequeños que se enfocan en los lugareños.

Aún así, el juego tiene muchas otras versiones con sus propios cambios sutiles de reglas. Esto es similar a la variación europea de solo poder doblar la apuesta con un 10 o un 11 sólidos.

Esta regla no es favorable para el jugador porque doblar la apuesta teniendo entre 12 y 18 es favorable en muchas situaciones cuando se juega a la

Aprende a controlar el juego de cartas más popular de los casinos de todo del mundo, del mejor desarrollador de Blackjack de la App Store. Novedades Reglas Blackjack Cómo Dividir Cartas, Doblar Apuestas. Reglas de la Casa y del Tallador. Cuándo Plantarse y Pedir El blackjack, también conocido como Black Jack y Vingt-Un, es el juego de banca de casino más jugado (por ejemplo, Twenty-One y Pontoon) en el mundo

Video

Me hice MILLONARIO jugando BLACKJACK -- De 10K a 110K en BJ -- ORIZ27 En los físicos, las políticas varían de un sitio a otro, Intelligent Betting Strategy es muy muneo que los casinos Exporar que muneo jugadores Beneficios jugando online tarjetas de umndo. Bovegas Casino. Y esto, por supuesto, es algo que también se aplica al juego de naipes. Si no estás seguro de la política de la casa, simplemente pregúntale al tallador antes de sentarte. Esta opinión les resultó útil a 5 personas. Ningún cambio de regla le da a la casa más ventaja que el permitir que el tallador gane los empates.

Explorar el mundo del Blackjack - Descubre el mundo del blackjack, Texas Hold'em y Omaha Poker, ruleta y bacará en una sola aplicación. ¡Disfruta del juego limpio y domina tus habilidades en Aprende a controlar el juego de cartas más popular de los casinos de todo del mundo, del mejor desarrollador de Blackjack de la App Store. Novedades Reglas Blackjack Cómo Dividir Cartas, Doblar Apuestas. Reglas de la Casa y del Tallador. Cuándo Plantarse y Pedir El blackjack, también conocido como Black Jack y Vingt-Un, es el juego de banca de casino más jugado (por ejemplo, Twenty-One y Pontoon) en el mundo

Un juego que pague en cualquier tipo de blackjack usualmente no vale la pena ni mirarlo. Ya sea que estés en un casino con sede física o jugando al blackjack online, la mesa de apuestas siempre está distribuida de la misma manera.

Las reglas de la 21 siempre sitúan al tallador de un lado, frente a uno o hasta seis jugadores. Cada jugador tiene su propia área asignada para apostar, dispuesta en la mesa para cada puesto. El área de juego para cada jugador incluye un espacio para sus cartas, un área de apuestas, y posiblemente un campo para seguros o un lugar para una apuesta doble.

Un zapato es una caja que puede incluir un barajador automático para entregar una carta aleatoriamente cada vez que el tallador saca una para la repartición. Los casinos tradicionales con sede en tierra, así como los casinos de blackjack online, usan entre uno y ocho mazos por juego. Aunque contar cartas es legal, un casino veta a cualquier persona que este considere un jugador de gran habilidad, capaz de imponer una ventaja sobre la casa en uno o más juegos de casino.

Contar cartas es esencialmente el acto de hacerle seguimiento al número de cartas de alto y bajo valor, usado para predecir un resultado probable en una mano en particular. Ahora que conoces las herramientas básicas del juego, es momento de examinar cómo jugar.

Las reglas de blackjack asignan valores numéricos a cada carta. Las cartas del 2 al 10 valen lo que indica el número en la cara de la carta.

Las cartas con figuras las que tienen dibujos en ellas valen 10, a excepción del as, que vale 1 u Una figura combinada con un as es un blackjack con un valor de Cuando juegas contra la casa, el tallador reparte a cada jugador una carta boca abajo, y de última la mano de la casa.

El tallador luego reparte una carta boca arriba a cada jugador, de la izquierda del tallador hacia la derecha, incluyendo la mano de la casa como última carta repartida. Luego de la repartición inicial, las reglas de blackjack indican que el tallador le debe preguntar a cada jugador, sucesivamente, si necesita una o más cartas.

Como jugador, puedes pedir una o más cartas hasta que o bien te pases de 21 o creas que tienes la mejor mano posible. Sucesivamente, cada jugador decide si pide o se planta. Luego de que todos los jugadores han completado sus manos o se han pasado, el tallador revela su mano.

Dependiendo de las cartas en la mano del tallador, las reglas de la casa para los talladores dictaminan si el tallador se planta o pide. Una vez se establece la mano definitiva del tallador, todos los jugadores que no se pasaron comparan sus puntajes contra la mano del tallador. Aquellos que vencen al tallador ganan, mientras que el resto pierden; a no ser que tengan lo mismo, lo que se conoce, lógicamente, como un empate.

Pero algunos casinos pueden declarar un empate una derrota o una victoria para el jugador. Las reglas del casino respecto a la 21 deben decir exactamente qué tratamiento se les da a los empates con los jugadores.

Para entender cómo vencer a la casa, necesitas saber cómo afectan las reglas del casino a los talladores. El tallador básicamente juega todas las veces según las mismas reglas estrictas del casino. Esas reglas están diseñadas para proteger la ventaja de la casa a largo plazo asegurando que el tallador tenga siempre un juego simple y libre de errores.

A la larga, eso significa que la casa tendrá una ganancia, sin importar cuántos jugadores intenten vencerla. De hecho, entre más personas intenten vencer a la casa, más ganará la casa de los que están apostando sin tener unas reglas similarmente estrictas.

Cuando es el turno del tallador de mostrar la carta boca abajo, el tallador va a usar las mismas reglas todas las veces para determinar su siguiente paso. Si el total de las cartas suma 16 puntos o menos, el tallador siempre arrastra otra carta del mazo.

El tallador seguirá arrastrando cartas del mazo hasta que la mano de la casa tenga al menos 17 puntos, o hasta que exceda los 21 puntos.

Si el tallador tiene 17 puntos desde la repartición sin tener un as, la mayoría de las reglas de blackjack dicen que el tallador se planta, incluso si algún jugador tiene un total más alto.

El tallador también puede tener un 17 flexible, el cual es aquel que incluye un as y otras cartas cualesquiera cuyos valores combinados suman seis puntos. Tanto los casinos físicos como los casinos de blackjack online que ofrecen talladores en vivo exigen a los talladores tomar al menos una carta más si tienen un 17 flexible.

El tallador seguirá tomando más cartas, hasta que la mano de la casa se vuelva un 17 sólido o algo superior, o hasta que la mano supere 21 puntos y se pase. En blackjack, el objetivo del juego es vencer al tallador sin exceder los 21 puntos en tu mano. Si te pasas, pierdes automáticamente, y el tallador no tiene que mostrar su mano.

La inevitable ventaja de la casa presente en blackjack viene de que el jugador tenga que jugar primero. Cuando se juega al blackjack, se usa al menos una baraja de cartas, pero la casa puede usar hasta ocho barajas. No todos los casinos ofrecen 21 de una ni de dos barajas, y muchos limitan el número de mesas de blackjack que ofrecen.

Para jugar a la 21 y recibir cartas en una ronda, un jugador debe realizar una apuesta o envite. En cuestión de pagos, una mano ganadora en blackjack recibe un pago Pero el pago por un puntaje perfecto puede ser más alto.

Muchos casinos ofrecen un pago o por un puntaje de Si a un jugador se le reparte una mano con un blackjack en las dos primeras cartas un as y una carta con valor de 10 puntos , al jugador se le pagará o quizás incluso bajo ciertas circunstancias. Los pagos y para blackjack son una tradición que se remonta a los origines del juego.

Sin embargo, conforme se ha diseminado la información de cómo vencer al juego y los jugadores han mejorado en general, algunos casinos han recurrido a pagos más pequeños como una forma de proteger sus ganancias en blackjack.

Ahora es común ver casinos que pagan o por los blackjacks. Los números más grandes no significan algo mejor; quieren decir que obtienes menos dinero por tus victorias.

Cuando se juega al blackjack, tan pronto al jugador se le da una mano ganadora, la casa paga inmediatamente. La única vez que el jugador no recibe un pago inmediato es cuando la carta visible del tallador es unas, o cualquier carta que valga 10 puntos.

La razón para esto es que si el tallador también tiene una mano con blackjack, se considera que la ronda es un empate. Pero algunos casinos aumentan su ventaja dándole a la casa una victoria automática cuando esta tiene un blackjack, incluso si el jugador también lo tiene.

Estos juego son los menos favorables para el jugador y deberían ser evitados. Es por esto que es tan importante asegurarse de que conoces las reglas de la casa respecto al blackjack antes de comenzar a apostar. Los límites de mesa en blackjack varían de un casino a otro, tanto en casinos físicos como en casinos online.

La mayoría de mesas de 21 reciben hasta seis jugadores, pero el costo de las mesas de altos límites por lo general reduce el número de jugadores. Es muy fácil realizar tu apuesta cuando juegas a la 21 en una mesa de apuestas en vivo o en una mesa virtual online.

Los límites de mesa determinarán la cantidad mínima que puedes apostar, y las reglas de la casa determinarán la apuesta máxima potencial. Los jugadores ubican su apuesta en el recuadro para que se les reparta.

El juego de 21 comienza con los jugadores colocando sus apuestas en el respectivo recuadro o círculo para apuestas ubicado en frente de ellos. Usualmente, se usan fichas de juego de valores claramente marcados para representar las apuestas con efectivo.

Una vez todos los jugadores han hecho sus apuestas, el tallador les dirá que no se pueden realizar más apuestas excepto en circunstancias especiales. El tallador reparte una carta del zapato ya barajado al primer jugador a su izquierda y luego continúa hacia la derecha hasta que todos los jugadores han recibido una carta.

En este punto, cada jugador tiene algunas opciones respecto a qué hacer, lo cual afecta sus apuestas durante toda la mano. He aquí un vistazo más cercano a ellas.

Luego de la repartición inicial, si la carta visible del tallador es un as, cada jugador tiene la opción de adquirir un seguro. La opción solo ocurre cuando el tallador tiene un as como carta boca arriba luego de la repartición inicial.

Una vez el tallador muestra el as, le solicita a los jugadores si desean comprar un seguro contra el posible puntaje de El seguro es esencialmente una apuesta respecto a si el tallador tiene o no una 21 desde la repartición inicial, y requiere que los jugadores pongan la mitad de sus apuestas iniciales.

Si el tallador tiene 21, la casa paga las apuestas por seguro Ese pago elimina la pérdida a causa de la apuesta inicial. Si el tallador tiene 21, el jugador pierde la apuesta inicial, pero recibe un pago por la cantidad del seguro, y así reciben esa misma cantidad de vuelta. Si ambos tienen 21, la mayoría de reglamentos de blackjack estipulan que es un empate.

Pero algunos reglamentos de 21 le dan los empates al tallador cuando se trata de un blackjack. Sin embargo, en la mayoría de casos, un empate resulta en que el jugador reciba su apuesta de vuelta. Es como si la mano nunca hubiera ocurrido.

Si el tallador no tiene blackjack, quienes compraron el seguro pierden esa cantidad, sin importar cómo se desenvuelva el resto de la mano.

Es importante anotar que los jugadores tienen varias opciones para elegir después de que se les reparten sus dos primeras cartas. Las decisiones que tomen deben tener en cuenta las cartas que tienen los otros jugadores que están en la mesa, así como el tallador.

En la mayoría de casos, un jugador se planta normalmente cuando el valor de sus cartas está entre 16 y La mayoría de jugadores asimismo usualmente piden cuando tienen algo igual o menor a Cuando los valores de las cartas suman entre 12 y 16 puntos, los jugadores necesitan evaluar cuidadosamente la mano del tallador para determinar la mejor manera de proceder.

Los jugadores pueden pedir otra carta las veces que quieran, pero una vez se pasen de 21, las manos ya no tienen valor, y la casa se lleva las apuestas.

Sin embargo, hay algunas jugadas más avanzadas que la reglas de 21 permiten que los jugadores utilicen. Si un tallador tiene menos de 17, debe seguir sacando cartas hasta que alcance un 17 o más, sin pasarse de Una vez el tallador alcance un puntaje de 17 o superior, se plantará.

El puntaje del tallador se compara entonces con el puntaje de cada jugador. Si los puntajes del jugador y el tallador son iguales, el jugador recibe de vuelta su apuesta original, y esto constituye un empate.

Si el tallador se pasa de los 21 puntos, todos los jugadores de la mesa ganan y reciben un pago Cualquier jugador que tuviera un blackjack ya habría recibido un pago durante la ronda por lo menos en proporción y hasta Dependiendo del casino, algunos permiten que los jugadores reduzcan sus pérdidas renuncian do a la mitad de sus apuestas después de la repartición inicial.

Una renuncia o rendición temprana permite que el jugador se rinda cuando aparece un 10 o una figura sin tener que esperar a ver la carta tapada para comprobar si hay un blackjack. Eso podría ser preferible si el tallador está mostrando una mano especialmente fuerte, como un as.

Una rendición tardía permite que el jugador se rinda después de ver la carta tapada, pero antes de que el tallador revele su mano. Muchos jugadores ven la renuncia temprana como más favorable, en especial si el tallador está mostrando un as.

Por ejemplo, virtualmente todos los jugadores de 21 van a querer dividir un par de ases realizando una apuesta adicional para crear dos manos potencialmente ganadoras.

Después de recibir dos cartas más, el jugador determina si pide o se planta en cada una de las dos manos que ahora tiene. Dependiendo de las cartas que se repartan, dividir las cartas puede duplicar tus posibilidades de conseguir un blackjack. Dividir las cartas también puede duplicar tus ganancias potenciales a partir de la misma mano inicialmente repartida.

Los jugadores más hábiles evalúan sus cartas y las comparan con la carta visible en la mano del tallador para determinar en qué casos dividir cartas es una jugada inteligente.

Por ejemplo, la mayoría no dividen un par con un valor de 20 puntos, mientras que todos dividen un par de ases. Otra jugada popular que podría duplicar tus ganancias —y pérdidas— en una mano dada es la de doblar la apuesta.

La diferencia entre ellos es que en el caso del americano, el crupier, tras poner su primera carta visible, sacará su segunda carta que estará tapada, pero en el caso de que con la carta visible haya posibilidad de conseguir blackjack un As o una carta de valor 10 visible , comprobará la segunda carta antes de continuar para ver si tiene blackjack.

En el caso de tener blackjack, lo comunicará al momento finalizando la mano, con lo que en caso de que continúe el juego por no tener blackjack, sabremos que no estamos jugando contra un blackjack del crupier.

Sin embargo en el caso del blackjack europeo, la segunda carta del crupier no se saca hasta que todos los jugadores hayan jugado su mano, sacando su segunda carta al final. En este caso cabe la posibilidad de que tras aumentar nuestra apuesta, el crupier obtenga blackjack.

Para el jugador, es más ventajoso el blackjack americano que el europeo. El juego básico consta de una mesa con capacidad para hasta 7 jugadores, y un crupier, quien será el permanente oponente de los jugadores en representación del casino. Cada jugador tiene por derecho a una casilla donde recibirá dos cartas y podrá hacer la apuesta que le plazca, siempre y cuando se acople a los montos máximos y mínimos que tenga cada casino.

En cada mesa encontrará los montos máximos y mínimos que se pueden jugar. Dependiendo del casino o incluso la mesa, se jugará con cartas barajadas manualmente por el crupier, jugando entre 4 a 8 barajas, usando un zapato del que sacará las cartas conforme avance el juego; o con cartas barajadas por una máquina automática donde la cantidad de barajas varía.

Las reglas básicas de este juego están planteadas hace varios años, pero a medida que ha pasado el tiempo, han ido surgiendo ciertas modificaciones que hacen que jugar al blackjack sea cada vez sea un poco más complejo y requiera más atención.

Las reglas comunes son que normalmente el blackjack directo del jugador se paga 3 a 2, salvo que crupier también tenga blackjack y empate.

Si la carta visible del crupier es un As, se ofrecerá la posibilidad a cada jugador de comprar un seguro por si el crupier tiene blackjack. El seguro consiste en poner la mitad de lo apostado inicialmente para cubrir la posible perdida.

Si el crupier tuviera blackjack, recogerá todas las apuestas que no tuvieran blackjack y pagará los seguros a razón de 2 a 1, mientras que si no tiene blackjack, retirará el importe de los seguros.

El caso del blackjack americano, también es habitual que si el jugador tiene blackjack y el crupier tiene un As visible, se le ofrezca la posibilidad de cobrar el blackjack con un 2 a 1 en lugar del 3 a 2 habitual como alternativa a la compra del seguro.

Esta decisión la tiene que tomar antes de que el crupier compruebe si tiene blackjack, ya que en caso de que el crupier tuviera blackjack, habría un empate entre el crupier y el jugador y este último solo recuperaría su apuesta inicial sin ganancias.

En general los expertos no recomiendan la compra del seguro, puesto que estadísticamente la posibilidad de que con un As visible el crupier tenga blackjack, es inferior a la posibilidad de que no lo tenga. Un jugador tiene la posibilidad de duplicar su apuesta tras recibir sus dos primeras cartas, pero esto significa pedir obligatoriamente una nueva carta y plantarse tras esa carta sea cual sea la puntuación que tenga.

En algunos casinos la posibilidad de doblar la apuesta está limitada a que el jugador tenga inicialmente 9, 10 u 11 puntos con las dos primeras cartas. Cuando al jugador le salgan las dos primeras cartas del mismo valor, tiene opción a separar ambas cartas en dos apuestas diferentes, duplicando también la apuesta realizada.

En este caso cada apuesta juega de manera separada contra el crupier. Si las cartas que se separan corresponden a dos ases, solo se le permitirá sacar una carta adicional en cada una de las dos apuestas separadas. En caso de que al separar la apuesta en dos cartas se consiguiera en alguna de ellas 21 puntos con solo dos cartas, en este caso no se considerará blackjack.

Aunque las reglas varían sutilmente entre casinos, existen dos principales variantes del juego: el Blackjack americano y el europeo. En el caso de que la carta descubierta sea un As o una carta que valga 10 el crupier comprueba el valor de la carta tapada antes de pasar el turno, si ésta le permita hacer Blackjack, no pasa el turno a los jugadores, el crupier descubre la carta, los jugadores que tienen Blackjack empatan con el crupier, es decir no ganan pero tampoco pierden nada y los jugadores que no tienen Blackjack pierden su apuesta.

La diferencia en el reparto de cartas al crupier en las modalidades del Blackjack americano y el europeo afecta a la ventaja del casino. El casino tiene mayor ventaja en el Blackjack americano por varios motivos: cuando la carta descubierta del crupier señale que este puede conseguir Blackjack, comprobará el valor de la carta tapada, si tiene Blackjack el crupier no da turno a los jugadores y la partida se acaba, si no tiene Blackjack el crupier da turno a los jugadores que jugarán con la certeza de que el crupier no tiene la jugada máxima, información muy valiosa para saber si separar o doblar.

En el Blackjack europeo los jugadores siempre juegan antes que el crupier desconociendo si el crupier conseguirá Blackjack o no, pudiendo doblar o separar; si el crupier consigue Blackjack los jugadores que doblaron o separaron perderán todas las apuestas realizadas.

Por tanto, cuando se juega al Blackjack europeo y la carta del crupier muestra que hay posibilidades de que el crupier consiga Blackjack es recomendable no arriesgar doblando o separando. Otra ventaja del Blackjack americano para el jugador es la opción de cobrar dinero de empate con una mano Blackjack por lo mismo que se apostó, es decir cuando jugador tenga 21 natural y dealer tenga un As visible, el jugador puede cobrar y no asegurar y el dealer no continúa con segunda carta lo cual no es beneficioso, es decir cobrar a razón de 1 a 1 y no a razón de 3 a 2.

Cuando la carta descubierta del crupier es un As, en este caso, los jugadores con Blackjack podrán cobrarlo por una cantidad igual a la apostada antes de que el crupier compruebe el valor de la carta tapada.

Una partida de blackjack se inicia cuando el crupier comienza a repartir las cartas a los jugadores. Según la modalidad, serán repartida una o dos cartas a cada jugador. Recuerda que una de esas cartas se encuentra tapada. Acto seguido, puede darse el caso en el que la banca disponga de blackjack de salida, aunque si no es el caso, cada jugador decide su siguiente acción durante el turno de juego.

A continuación, damos paso al turno de la banca, donde cada jugador debe mostrar la carta oculta o bien, recibir una nueva si el modo de juego es americano o europeo. Las propias reglas del blackjack obligan al crupier a pedir carta si tiene menos de 16 puntos y plantarse si cuenta con entre 17 y 21 puntos.

Esto se conoce como "turno de la banca". Finalmente, llega el turno de "pago", donde se acaba la mano. Si la banca no logra el blackjack, se paga 3 a 2 2.

Si la banca consigue el blackjack, el pago es 1 a 1. Si resulta en empate se anulan las apuestas y se devuelve lo apostado a cada jugador. Contenidos mover a la barra lateral ocultar. Artículo Discusión. Leer Editar Ver historial. Herramientas Herramientas. Lo que enlaza aquí Cambios en enlazadas Subir archivo Páginas especiales Enlace permanente Información de la página Citar esta página Obtener URL acortado Descargar código QR Elemento de Wikidata.

Crear un libro Descargar como PDF Versión para imprimir. En otros proyectos. Wikimedia Commons. Cartas y apuesta en juego. Historia [ editar ] La veintiuna, juego de origen desconocido, es el precursor del blackjack. El valor de las cartas [ editar ] Como ya habrán deducido, el valor de las cartas en el Blackjack es muy importante debido a que debemos de saber en todo momento la suma de nuestra mano y la del crupier para saber que decisión tomar.

Desarrollo del juego [ editar ] El crupier reparte dos cartas visibles a cada jugador. Terminología [ editar ] Doblar : poniendo una apuesta adicional a la inicial, el crupier le sirve al jugador una sola carta sobre las dos iniciales. Cada casino del mundo tiene diferentes reglas para esta jugada; unos permiten doblar siempre, sean cuales sean las dos primeras cartas, otros sólo permiten doblar si las dos primeras cartas suman 9, 10 o incluso Separar : si las dos primeras cartas son del mismo valor numérico, el jugador puede separarlas, poniendo una apuesta adicional.

Sobre cada una de las cartas separadas se le sirve una más, constituyendo cada juego de dos cartas una jugada independiente. Si la segunda carta servida sobre cada jugada es igual a la primera, puede volver a separar esa jugada poniendo otra apuesta adicional, y así sucesivamente.

No se puede apostar en esta jugada por encima de la mitad de la apuesta inicial.

Reglas del Blackjack

Related Post

5 thoughts on “Explorar el mundo del Blackjack”

Добавить комментарий

Ваш e-mail не будет опубликован. Обязательные поля помечены *